Gascón: el hombre que vio una oportunidad

La primera noticia que tuvimos del Sr. Mario Gascón fue el 17 de septiembre de 2007, antes de hacerse pública la sentencia por los atentados del 11-M. Ese día El Mundo abrió en portada con un titular de los suyos, seguido de un confuso artículo, rematado con un editorial de la casa.

El artículo en cuestión versaba sobre “las manifestaciones a nuestro periódico desde su remoto escondite de Mario Gascón, durante muchos años colaborador en nómina de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil”.

El asunto pasó sin pena ni gloria. Gascón se sumaba a la lista de los parias de La Tierra a los que El Mundo ha dado portada y guión, claro, los últimos años: Suárez Trashorras, su coleguita “Nayo”, Lavandera, Cartagena y últimamente un tal Camilo.

El nuevo “testigo clave del 11-M”, a decir de El Mundo, hubiera caído en el olvido de no ser por el trabajo de los infatigables e irreductibles investigadores de CityFM . Gascón ha regresado a España “a aclararlo todo y rehacer su vida” y para ello nada mejor que una entrevista de tres horas ante los micrófonos de CityFM:

El Chino le confesó que el 11M lo organizaron con ayuda del CNI y ‘los vascos’

En el siguiente artículo Morenohijazo desmenuza la entrevista:

Pasaremos como de puntillas por la primera parte de la entrevista (de tres horas; veremos si han sido bien aprovechadas), donde se relata los orígenes de Mario Gascón. No tiene relación con el 11-M, y no sería fácil comprobar sus palabras.

Y no es porque esta parte de la entrevista no tenga importancia; los autores han dejado a Gascón explicar toda su vida según su versión, lo que confiere al relato un tono decididamente hagiográfico.

Así, el entrevistado se extiende en contarnos cómo ingresó en la Orden Mercedaria, dedicada vocacionalmente a la reinserción de presos. Nos da imagen de sí mismo como educador laboral, rehabilitador social, santo y mártir a tiempo completo, que llega a sacrificarse haciendo la mili cuando no está obligado.

Lo cierto es que, si ello fue verdad, queda ligeramente empañado cuando nos cuenta que fue entonces donde y cuando comenzó su relación con los Servicios de Información, al mando de un tal comandante Nogal. Digo que su abnegación por servir a la patria se desluce un tanto cuando nos cuenta que su trabajo consistía en infiltrarse y convertirse en chivato, denunciando pequeños hurtos, novatadas, y es de suponer que manteniendo informados a los mandos de cuanto se murmuraba o comentaba sobre el Ejército en el cuartel. Nos queda la duda, pues, de si su presencia en el servicio militar obligatorio, a pesar de que dice no haber estado obligado, se debe a amor a la patria, o a que la vida de fraile ya no tenía para él tantos atractivos.

Otra cosa hizo: infiltrarse y denunciar en grupos de insumisos, si bien es legal lo que hizo Gascón, ya que la objeción de conciencia no estaba reconocida por entonces, no corresponde a la cara de fraile humanitario y sacrificado que nos quiere presentar. Piensen en un confidente denunciando a homosexuales, por ejemplo, y verán lo que quiero decir.

De hecho, en la primera entrevista que obtuvo de él Antonio Rubio para “El Mundo”, el 17 de Septiembre de 2007, el periodista demuestra que no cree para nada en su olor de santidad, cuando dice: “Durante los últimos años, Gascón ha vivido en un mundo de lujo y placer, todo lo contrario a lo que exige a sus miembros la orden de los mercedarios. Los mercedarios tienen cuatro votos: pobreza, castidad, obediencia y estar dispuestos a entregarse como rehenes y dar la vida si fuese necesario por el cautivo en peligro de perder su fe”.

El caso es que, siempre según Gascón, simultaneaba la mili con su trabajo de reinserción en las cárceles, unos terroristas argentinos trataron de captarle como correo para llevar dinero de unos familiares a un abogado, que, supuestamente, sobornaría a un secretario judicial para que liberara a dos asesinos. Esto supuso “un problema moral, porque aunque no podía realizar el sacramento de la confesión, él sí tenía un compromiso de confianza con los presos que le habían realizado dicha confidencia, y por otro lado estaba la posibilidad que (sic) asesinaran a una persona si no les denunciaba”.

Aunque, ciertamente, los frailes mercedarios no puedan dar la confesión, y es posible que los argentinos no lo supieran, es imposible, por el contrario, que creyeran que el fraile les estaba confesando y que estaba obligado a guardar el secreto. Ello exigiría un desconocimiento absoluto del catolicismo, que no se da entre argentinos. Simplemente, trataron de usarle como correo porque, estos frailes, precisamente, se desviven por los presos.

Si no puede ser creíble que nadie pensase que había obligación de guardar el secreto de la confesión, sí es posible, en cambio, que tuviera escrúpulo en delatarles por la muestra de confianza que habían tenido en él, aunque viendo el historial de chivato que ya tenía, y lo que le quedaba por tener, tengo mis dudas.

En todo caso, según Gascón, consultó con su Provincial, que le dijo que debería abandonar la orden “si traicionaba la confesión de los presos”, lo que es aún más imposible. Todo suena a excusa chapucera que pone Gascón para explicarnos por qué abandonó la orden, cuando lo más probable es que la abandonara porque había descubierto su verdadera vocación: la de crápula, vividor, y la de disfrutar del poder que da la información sobre los secretos de los demás.

Tras acabar la mili dice haber recibido una oferta para quedarse en el CESID, que rechazó, para quedarse entre conocidos de discotecas, puticlubs, macarras, “maricones” (sic) ambiente que conoció trabajando con los presos reinsertados, y en el que fue escalando peldaños, porque “no sufre ningún tipo de conflicto ni quiebra moral, al pasar de ser director de Puticlubs y locales de maricones”, lo que apoya mi impresión de que se salió de la Orden por falta de vocación.

Algunos peones opinan lo mismo, haciendo notar lo improbable de que Mario Gascón, que declara haber disfrutado en Inteligencia durante la mili, renuncie a un puesto estable en CESID, para luego trabajar para ellos mismos, pero a salto de mata.

Dice haber conocido a Rafah Zouhier en esta época, aunque no puede recordar cuándo. Por cierto, que habría que recordar a City FM que el nombre correcto del truhán es Rafah, o españolizado Rafá, pero no Rafa, como un diminutivo de Rafael. Que queda feo. Tuvo con él algunos contactos poco importantes.

Cuando Rafah fue a la cárcel por el atraco de una joyería se acordó de Mario Gascón para pedirle ayuda, y le llamó desde prisión. No queda claro si la idea de convertirse en confidente partió de Mario o de Rafah, pero el caso es que el alférez “Victor” viajó con Gascón hasta la cárcel para reclutarle como confidente.

Ésta parece ser toda la relación de Mario Gascón con el 11-M: la de haber ayudado a Zouhier a salir a la calle, presentándole a los guardias civiles que luego fueron sus “controladores”, y posteriormente, tener la relación que suelen llevar los habituales de este mundo: compras, ventas, favores, etc.

Pese a la «estrecha» relación que dice tener con el «Chino», la mujer de éste ni le conocía, como veremos luego. Y no es que la mujer sea un prodigio de credibilidad, pero Gascón, tampoco.

En las entrevistas Gascón dice que, cuando se enteró de que Zouhier había sufrido un accidente con un detonador, sospechó que Rafáh se había metido en algo más serio de lo que sospechaba, y que avisó al controlador, “Víctor”, que visitó al herido en el hospital. El alférez (luego teniente) niega este hecho: dice que sí fue a visitar a Rafáh al hospital, avisado por Mario, pero que no fue informado por él de lo del detonador. Mario no tiene ninguna prueba de lo que dice, fuera de que Zouhier dijo, durante el juicio, que él avisó a Mario y éste a la UCO. Pero que Mario avisara a Zouhier de la existencia del detonador es sólo una suposición del árabe, a quien le interesa que se crea que él avisó a la Guardia Civil de los explosivos.

Y con todas sus afirmaciones desde el 2007 pasa algo parecido. Como algunos peones han sabido ver, Gascón es un personaje muy secundario del 11-M que ha descubierto que contando lo que los demás quieren oír se puede sacar un extra. Así, cuenta una versión a El Mundo (la dinamita la puso la Guardia Civil) y otra a City FM (la dinamita la pusieron “los vascos” por encargo del CNI. Seguramente, si Gascón concediese otra entrevista a “El Mundo”, hoy, la dinamita la habría puesto Gallardón por orden de Mariano Rajoy.

En una búsqueda efectuada en “El Mundo” encontramos que la primera referencia al exfraile es, simplemente, una cita de una conversación entre él y Daylena, novia de Rafáh, en la que Gascón recomienda que se pongan de acuerdo en sus declaraciones contra Zouhier. Como vemos, una cosa completamente anecdótica.

Mario Gascón fue interrogado por el juez Del Olmo el 24 de Julio de 2004, como personaje casi sin interés en la trama, perfectamente prescindible para mantener la acusación. El juez valoraba la posibilidad de ofrecerle el status de testigo protegido, en el típico intercambio de protección por seguridad, e incluso, al saber que había sido mercedario, le dijo: “allí tendría que volver usted, dejando toda esta vida”. Recordemos que los rumores describen a Del Olmo como profundamente religioso, e incluso lo sitúan entre los jueces próximos al Opus Dei. No tiene, pues, nada de extraño que aconseje a un ex-religioso volver a una vida más cristiana. Aunque también pudiera ser que se tratara de una coña, de una muestra del fino humor que se atribuye a Del Olmo (como creyó Gascón, y dijo, en sus entrevistas con «El Mundo»). Desde luego, lo que queda descartado es lo que quiere transmitirnos Gascón en CITY FM: que se trató de una amenaza, que él se tomó muy en serio. Resulta patético comparar esa imagen que se nos quiere dar del juez como padrino mafioso, con la que siempre quisieron dar los peones, de un juez disminuido psíquico y físico, débil mental, chocho, casi ciego por su glaucoma…

Mucho más probable es que, viendo Gascón que el asunto donde estaba metido era mucho más grande de lo que creía, que algunos de los hampones de los medios que frecuentaba le habían calado ya como confidente, y teniendo miedo a recibir una o más palizas de sus antiguos compañeros de delincuencia, huyera de España, viendo que, o no se le iba a conceder el status de Testigo Protegido, o no era suficiente para garantizar su seguridad: es mucho más probable que la paliza denunciada por él la recibiera de los denunciados por él, que de los Guardias Civiles. Ya verán cómo en alguna entrevista con Gascón comentará la brutalidad polical y pondrá como ejemplo Coslada. Al tiempo.

Es muy poco probable la escena que refiere del oficial de la Guardia Civil sacando la pistola ¡en una pizzería!, para amenazarle. En la entrevista a “El Mundo” el detonante es una frase de Gascón “Pero lo de los explosivos ya se sabía”. Son los tiempos en que a “El Mundo” le interesa culpar a la Guardia Civil. En la versión para City FM, la frase es “¡Pero esto es un Golpe de Estado!”. Para City FM los organizadores son el CNI y el PSOE. Aparte, claro, de lo increíble que supone la visión de un capitán, pistola en mano, en un McDonalds.

Todas las afirmaciones de Mario son parecidas. Buscan meter a presión su figura en los hechos conocidos, para darse importancia, aprovechando la ocasión para hacer afirmaciones conspiracionistas al gusto de quien le paga en cada momento, y mejor aún si incluye personas que no pueden contradecirle, caso de “El Chino”, o personas que sus “paganos” quieren denigrar, como la Guardia Civil, o el CNI, el Juez, o la Fiscal Sánchez, cuyos testimonios, (para los conspiracionistas, por supuesto) no ofrecen credibilidad.

Como, por ejemplo, esa supuesta amistad con “El Chino”, que Gascón quiere elevar a categoría de casi íntima, con el “Chino” dándole confidencias y enseñándole sus cicatrices.

La discrepancia es, aquí, de blanco a negro, con un Gascón que, en sus entrevistas a “El Mundo”, dice que la dinamita usada por “El Chino” es una que él mismo ofreció, por orden de la Guardia Civil, a rumanos, colombianos y búlgaros, y que recaló en los islamistas. Aquí no sabe nada de diez ni trece mochilas. En cambio, a City FM le dice que los del CNI con “los vascos” montaron el atentado, entregando a los islamistas diez mochilas para su colocación, lo que hace suponer que las otras tres van por cuenta del CNI. Paga el pato de la discrepancia Antonio Rubio, a quien acusa de manipular la entrevista a su gusto. Cosa, que, de todos modos, seguramente hizo.

Desde luego el Jamil Ahmidan lloroso que dice a Gascón que no entiende nada (idea que imagino extraída de la conversación con su madre en la que supuestamente “El Chino” reconocía su autoría pero exculpándose, en parte, como quien ha sido engañado) no es compatible con el peligroso delincuente que dejó nota de su paso por los bajos ambientes de Madrid, por el Centro de Internamiento de Moratalaz, donde permaneció, bajo la identidad de Said Tlidni. haciendo la vida imposible a los funcionarios, hasta que le vino en gana fugarse, o con el conductor que, aunque nervioso, supo zafarse de los Guardias Civiles que le detuvieron durante el traslado de los explosivos.

En referencia a este episodio, el de la Guardia Civil parando a “El Chino”, Gascón dice que “El Chino” llamó a un tal “Carlos” para que le dejara libre… nuevamente una vía muerta, por falta de pruebas. Como otra frase que dice más adelante, sobre las siete bombas que los siete terroristas muertos en Leganés, según él, pusieron: “Estas siete bombas puede que tengan que ver con un grupo de siete tarjetas” ¿No suena a anzuelo colocado para que los de CITY enganchen uno de sus bulos “basándose en fuentes de entera seguridad»?

La supuesta intimidad de ambos delincuentes llega a que Gascón dice conocer bien sus cicatrices, aunque se equivoca, situándolas en cara y brazo, en un momento de la entrevista, y en cara y barriga, en otro instante. No hay ninguna prueba de que la intimidad entre ambos fuera tanta como para enseñarse las cicatrices, o verse desnudos, y desde luego es increíble, como ya se ha dicho aquí, que unos presos se hicieran cortes a propósito en la cara: primero porque nadie se marca la cara si puede evitarlo, y segundo porque la cara es la marca de los chivatos. Me imagino que es fácil equivocarte si te inventas cicatrices que no existieron. Y, quien recuerde cómo quedó el cuerpo de Ahmidan, reconocerá que es difícil que quien vea la fotografía pueda reconocer si existen o no ciertas cicatrices en el brazo.

La acumulación de insinuaciones sin pruebas resulta tan sospechosa para el lector, que hasta los de City, o Gascón, debieron pensar que no se lo iba acrer nadie, y se sacaron de la manga una historia sobre cintas de seguridad que tenían en casa y que fueron sustraídas por los de la UDYCO (candorosa esa frase de “y guardaba todo sin copias en casa”). No ha colado ni para los peones.

Ya hemos comentado antes que la mujer de «El Chino» dijo no conocer a Gascón. También desmiente otra patraña: la de que «El Chino» quería montar puticlubs por toda la costa. veamos, en una entrevista de El Mundo…

P.- ¿Usted llegó a conocer a Mario Gascón como uno de los amigos de Jamal Ahmidan?
R.- No. No sé quién es Mario Gascón.
P.- Era un colaborador de la Guardia Civil que quería montar un puticlub con su marido en Málaga.
R.- Me extraña mucho que Jamal quisiera montar un puticlub. Jamal se dedicaba a otro tipo de negocios, como era la compra y venta de vehículos y otras cosas.

Cuando tengan ganas, y para comprobar cierta cosa, hagan una prueba:

Dicen que la fiabilidad es mayor cuanto más diversificadas sean las fuentes de la información: Busquen en Google «Ahmidan (o Chino) + Puticlub» o «Gascón + Ahmidan» o «Guardia Civil + pistola + Gascón»o combinaciones de estas palabras. Verán cómo todas las referencias son de CITY FM, Libertad Digital, El Mundo, o referencias conspiracionistas. Ya saben. Inventarse un bulo, y echarlo a rodar, repitiéndolo tantas veces que la gente crea que es cierto.

117 Responses to “Gascón: el hombre que vio una oportunidad”

  1. Tadpole dice:

    Pero si la sentencia lo dice todo solita

    …pues de todos es sabido las connotaciones políticas y mediáticas que tenía la posible intervención de la banda terrorista en los asesinatos del 11-M…

    Ah ¿hubo mutaciones en el informe o solo sufrió mutilaciones?

  2. lejianeutra dice:

    Lo dirá todo, pero tú solo traes una parte irrelevante. Dice además:

    «En medio de ese cuadro socio-político que estaba afectando indirectamente al proceso, no parece razonable que el testigo Manuel Escribano completara la pericia con unas especulaciones que carecían del rigor necesario»

    Y dice que su actitud genera «no pocas suspicacias»… Pues al final va a resultar que Garzón tenía razón. Los peritos pueden dar gracias de que sus aliados, entre ellos algunas asociaciones de víctimas (qué triste papel), consiguieran arrebatarle el caso.

  3. lejianeutra dice:

    Además, Tad, si tú siempre has sostenido que ETA no tuvo nada que ver… ¿por qué tanto interés en que unos peritos consiguieran colar a ETA en el juicio?

    Que te alejas de la verdad, hombre… Como con Gascón, no le crees, pero te interesa que haga ruido ¿eh?

  4. Tadpole dice:

    Es para demostrar que igual que se sacó a ETA del Sumario se sacaron otras cosillas

    Como los restos de los artefactos
    Como los restos de los explosivos

    Minucias.

  5. lejianeutra dice:

    Que no, que no te enteras. No es que se sacara a ETA del Sumario, es que no se la dejó entrar basándose en estupideces de peritos estúpidos o en cintas de la Orquesta Mondragón.

    Como tampoco se ha dejado entrar a la teoría del golpe de Estado, basada en NADA.

    Gracias a Dios nuestro sistema judicial, con sus fallos, no se dedica a hacerse pajas mentales como vosotros y a dudar de que un Toyota esté realmente donde ha sido fotografiado o de que un tío que habla está vivo. Espero que algún día lo comprendas.

  6. Tadpole dice:

    Mira quien fue a hablar de estúpidos, estupideces y de pajas mentales.

    Estupidez es prohibir a la Cruz Roja Internacional visitar a los detenidos en la «guerra contra el terror».

    Pajas mentales son «fallos» como el de hoy creando la figura de los policías abducidos por la enjundia socio-política para justificar que no han cometido delito penal sino infracción administrativa.

    Si es que van sobraos

  7. lejianeutra dice:

    ¿Así que la justicia ha ratificado punto por punto lo denunciado por El Mundo, no? O éso dice el soplagaitas de Pedro Jota mañana en su editorial. Veamos lo que dijo:

    1) Interior falsificó un informe que planteaba vínculos entre ETA y el 11-M antes de enviárselo a Del Olmo (21-9-06)

    Claro, por éso han absuelto a los mandos de la PC y Rubalcaba no estaba ni imputado ni se le ha mencionado en la sentencia.

    2) Los ‘etcéteras’ del ácido bórico

    El posible uso de esta sustancia para encubrir el olor de explosivos o conservar sus componentes orgánicos tiene una sólida base científica (24-9-06)

    Justo lo contrario de lo que sostiene la Sentencia, que la información adicional aportada por Escribano «tenía escaso, por no decir nulo valor» (pág. 39) y «era notable la falta de rigor científico» (pág. 38)

    3) Sin embargo, en el caso del ácido bórico parece que los peritos han cometido un sacrilegio al indicar (como le pedía la UCIE) sus posibles usos en relación a acciones terroristas. Según algunas versiones, se extralimitaron en sus funciones y lo que deberían haber hecho en su informe debió limitarse a relatar sus cualidades como matacucarachas o conservante para gambas (Casimiro García Abadillo, 9-10-06)

    La Sentencia, en su pág. 37, sostiene que «lo único relevante era determinar la naturaleza de la sustancia remitida» y, en la 38, que «lo cierto es que si se solicitó un informe sobre la naturaleza de unas muestras consistentes en un polvo de color blanco, resulta claro que lo que se pretendía era un análisis de dicha sustancia, sobre todo cuando la unidad solicitante era la Unidad General de Información, Secretaría General, como se refleja en el propio informe» y que «lo que, fundamentalmente, se esperaba de él es que utilizara sus conocimientos como licenciado en una carrera de ciencias y efectuara un análisis químico de la sustancia remitida, por mucho que los datos que incorporara al informe le parecieran de enorme trascendencia»

    4) «Nosotros lo abrimos como una posibilidad para que la contemplaran los que tienen que investigar. Teníamos conocimientos de que solamente aparecía ácido bórico en caso de El Haski y en otros dos asuntos que yo, en mis fichas particulares de trabajo, tenía anotados» (Escribano, en entrevista en El Mundo el 13-11-06)

    Escribano, mentiroso, que te lo sopló el inspector Javier Herrera… (pág. 39)

    5) La campaña de desprestigio

    Unos policías «tramposos», «falsarios» y «desmemoriados»

    Mientras los tres peritos eran vilipendiados mediáticamente, sus superiores, ahora imputados, incluso recibieron elogios (11-11-06)

    Dice la Sentencia en su pág. 44 que «la conducta del perito autor principal del primer informe, Manuel Escribano Escudero, genera no pocas suspicacias» y, en la 45, que «si el perito estaba actuando de buena fe debido a su convicción de que la aportación de ese indicio en las observaciones de un informe pericial químico era relevante para la investigación, tenía que haber sido coherente y transcribir también el dato de que, después de haber realizado cientos de informes químicos en el laboratorio policial sobre materiales explosivos, nunca se había encontrado ácido bórico formando parte de algún artefacto explosivo»

    Punto por punto, sí, hijo… No sigo para no aburrir.

    Valiente impresentable el Pedro Jota. Y todavía hay quien le tiene fe.

  8. lejianeutra dice:

    Tad, mientes más que hablas… la Sentencia justifica la no existencia de delito en lo improcedente, irrelevante y en el escaso rigor científico de las observaciones de Escribano eliminadas, no en la presión socio-política. No es digno de ti inventarse excusas.

    Y que tú, dentro de tus innumerables limitaciones, no conozcas los distintos usos de las palabras «abducir» y «mutación», no es motivo de casación ante el Supremo.

    Ya te he explicado los usos del término «abducción». Ahora el de mutación, que también te indigna: f. Acción y resultado de mudar o mudarse. Y mudar: tr. Adoptar o adquirir otra naturaleza,estado,figura,lugar u otra cosa o cambiar, variar

    Venga, a seguir investigando, que con el bórico no os coméis una rosca.

  9. Tadpole dice:

    lejia ¡estás siendo abducido por el espíritu contradictorio de la sentencia!

    La sentencia dice que los que no han cometido delito sino irregularidades administrativas son los acusados no los peritos.

    Se exculpa a la cúpula policial incluyendo al frívolo (por actuar con frivolidad según palabras de la sentencia) de Santano, no a Escribano.

  10. Rasmo dice:

    Que después de esta sentencia todavía haya quien saque pecho como usted, Sr. Tadpole, es digno de estudio psiquiátrico.
    La sentencia, leída en su integridad y sin selecciones interesadas, no tiene nada con lo que reconfortarles. Es así de simple y, si no quieren/saben verlo, repito, es un problema suyo. Suyo y no nuestro.
    Vayan a su refugio anti-inteligencia a lamer sus heridas y dejen de marear la perdiz.
    O no, venga aquí a seguir expectorando patochadas, no sea que me acuse también de cohartar su libertad de expresión…
    Qué penoso espectáculo.

  11. lejianeutra dice:

    Ah, claro, «las observaciones de Escribano eliminadas» es una frase que también te resulta confusa. No es extraño, si no has sabido interpretar la sentencia, que tengas también problemas para interpretarme a mí.

    Vale, puntualizo en mi #108, «las observaciones de Escribano eliminadas por los acusados«.

    Te lo juro, compañero, no te tenía por tan corto.

  12. lejianeutra dice:

    Ja, ja, El Mundo un día después sigue sin enlazar a la sentencia… Eso sí, su resumen de las frases claves de la misma no tiene desperdicio:

    http://www.elmundo.es/elmundo/2008/07/09/espana/1215557347.html#clave

    ¡Serán patéticos!

    Y la AVT, con cambio de directiva incluida, estudia recurrir la sentencia. El mismo perro con distinto collar, ¡qué pobre servicio a las víctimas! Me pregunto qué pensará de ellos esa Policía que lucha contra ETA día tras día, y que sabe que en cualquier momento sus víctimas la van a empurar por simples intereses políticos.

  13. Tadpole dice:

    Rasmo :

    Que después de esta sentencia todavía haya quien saque pecho como usted, Sr. Tadpole, es digno de estudio psiquiátrico.

    Si ya sabemos que los que no estamos de acuerdo con la VO del gobierno de turno estamos todos locos y bla, bla, bla. En el estalinismo como bien sabe usted, Sr. Rasmo, intentaron colar un tipo de esquizofrenia para encarcelar disidentes pero lo cierto es que en la DSM-IV o en la futura DSM-V no hay nada de eso. Si quiere puede mandar un email a la APA y les hace su propuesta que será justamente valorada.

    La sentencia, leída en su integridad y sin selecciones interesadas, no tiene nada con lo que reconfortarles

    Pues me reconforta que el Tribunal diga que los encausados estuvieron “abducidos por la enjundia socio-política del caso” y reconoce que se ha mutado el informe para no sobresaltar a la opinión pública. Hubo pues, una instrucción politizada y dirigida.

    Y me reconforta también porque indica que muy probablemente, la susodicha enjundia ha provocado lo mismo con otros informes que es lo que algunos llevamos afirmando hace mucho tiempo.

  14. Rasmo dice:

    El que no se consuela es porque no quiere.
    Por cierto, creo que era el Sr. Vallejo Nájera el que, en tiempos del caudillo, señalaba las anomalías psiquiátricas de los marxistas.
    No se vaya por los cerros de Úbeda. Qué manía de echarse al monte con las notas a pie de página y olvidar lo esencial.
    Lo que ustedes llevan tiempo diciendo NO es que se pueden haber cometido irregularidades administrativas (forma) sin trascendencia para hacer cosas correctas (fondo: en este caso, eliminar tonterías sin fundamento, como explícitamente señala la sentencia). Lo que ustedes llevan diciendo es, entre otras cosas, que se habían «falsificado» y manipulado torticera y criminalmente informes para ocultar la «verdad». Y eso, se ponga como se ponga, no es lo que le corrobora la sentencia del bórico.
    Vamos, que del GAL-pe de Estado pasamos a una irregularidad administrativa menor en la ejecución de una actividad adecuada y correcta para subsanar la conducta «personalísima» de un subordinado que «genera no pocas supicacias». Genial, un exitazo. ¿También cuentan como espaldarazos a los peones las erratas, solecismos y faltas de ortografía varias en los documentos oficiales?
    Repito: qué éxito.
    Por supuesto, otra cosa es que sus problemas de percepción le impidan observarlo. Pero, por poner un ejemplo: entre acusar a alguien de asesinato y que le acaben ponienbdo una multa de tráfico por aparcar mal, hay cierta diferencia.

  15. lejianeutra dice:

    Hubo pues, una instrucción politizada y dirigida.

    Tad y sus lecturas interesadas y parciales…

    La Sentencia dice textualmente «muy probablemente abducidos por la enjundia y relevancia socio-política del caso», lo cual indica claramente una suposición del Tribunal. ¿A qué te agarrarás si el Supremo elimina esas palabras?

    Tampoco habla en ningún momento de instrucciones políticas, éso también son suposiciones tuyas, o pajas mentales, como me gusta llamarlas.

    Sobre Escribano y lo que dice la Sentencia de él sigues sin decir palabra, ahí de repente no hay sentencia que valga… bueno, ya sabemos que no te gusta mojarte contra los jefes. Habrá que preguntarle a Melmoth, que tiene más agallas.

    Y me reconforta también porque indica que muy probablemente, la susodicha enjundia ha provocado lo mismo con otros informes que es lo que algunos llevamos afirmando hace mucho tiempo.

    En otras palabras, que lo que el Tribunal supone muy probable (pero no seguro), muy probablemente (pero no seguro) significa lo que tú quieres que signifique.

    Vale, detective.

  16. lejianeutra dice:

    Oye, Tad, una curiosidad. Ya que tú sostienes que ETA no participó, si el informe de Escribano hubiera llegado tal cual lo redactó,

    ¿Te hubiera parecido bien o mal?

    Quiero decir, ¿hubieras pensado que Escribano estaba intoxicando y manipulando la investigación, o solo hubieras pensado que se trataba de un error?

    Es que cuando uno intenta navegar entre dos aguas como haces tú, tiene que intentar responderse a esta clase de preguntas.

  17. Jose dice:

    City FM Radio cesa sus emisiones
    10/03/2009

    City Fm Radio desapareció de las ondas en las últimas semanas, tras un periodo en el que había adelgazado su programación. Algunos de los principales programas de esta radio han cambiado de aires, mientras que otros han desaparecido. Es el caso de «Popes80 FM», el programa musical de Popes80.com que desde 2005 se emitía cada viernes, dirigido y presentado por Arancha Moreno y que en los últimos meses había suspendido sus emisiones, hasta confirmar, en las últimas horas, su desaparición de forma oficial.

    «Popes80 FM» se mantuvo desde finales de 2005 hasta comienzos de 2009 como un referente para los amantes de la música española. Por sus micrófonos han pasado decenas de grupos y artistas españoles como Hombres G, Jaime Urrutia, Nacha Pop, Los Ronaldos, Deluxe, M-Clan, Iván Ferreiro o Quique González. Además grupos como La Frontera, Salva Dávila o Carlos Bau habían ofrecido actuaciones en directo acústico. Después de estos cuatro años de intensa actividad musical e informativa, el cese de actividad de City Fm Radio ha obligado a la cancelación del programa musical de POPES80.com.

    Tras la desaparición del programa «Popes80 FM», Arancha Moreno ha potenciado su tertulia cultural que se emite los martes en el espacio «El Club de la Vida Buena» -que emitía también hasta hace poco City FM-. Se trata de un programa que se ha reinventado en Internet y que puede seguirse online a través de esta web. Yésica Sánchez, directora de CVB Radio, lo define como un «espacio en el que, a día de hoy, tienen cabida el arte, la economía, el ocio, los derechos de los consumidores, la sanidad, la política y un sin fin de temas que se analizan en profundidad por tertulianos y entrevistados».

    Por otra parte, «Tirado en la City», el programa de cabecera de City Fm Radio ha cambiado de formato, de la radio a la televisión, pasando a emitirse ahora en Popular Televisión cada domingo a las 17 horas. También puede seguirse por Internet –o ver programas anteriores- en la web de la televisión del grupo COPE.

Leave a Reply