Titadyn, el eterno retorno (VIb) por Rasmo

(Continúa de Titadyn, el eterno retorno (VIa) por Rasmo)

 

Excurso acerca de un oscuro muñidor de cambios de régimen

Efectivamente, por alguna razón nunca aclarada, llega un momento en que los conspiracionistas aducen que Sánchez Manzano tenía un especial interés en decidir prácticamente por sí solo el resultado de las elecciones generales de 2004.

Tal cual:

…parecía claro que la intención del jefe de los Tedax era demostrar que el explosivo utilizado no era Titadyn, sino Goma 2 ECO, lo cual era fundamental para determinar la autoría del atentado y, por tanto, para condicionar el resultado electoral de los comicios que se celebraban el día 14 de marzo (CGA, EM, 25.7.06).

Entre la miríada de referencias adicionales que cabría aportar, valga por todas la siguiente exposición de don Casimiro, bajo el sugerente título de “El hombre que apostó por el caballo ganador” (EM, 16.12.06):

Juan Jesús Sánchez Manzano, hasta ayer comisario jefe de los Tedax, actuó desde el primer momento a sabiendas de la trascendencia política que iba a tener la investigación de la matanza. Sánchez Manzano, como han denunciado los sindicatos policiales, no sabe mucho de explosivos, pero es lo suficientemente ambicioso como para adivinar lo que se estaba jugando entre el 11 y el 14 de marzo. Tuvo el olfato de moverse más como un político que como un técnico. Y, por ello, actuó con los aprioris que estaban sobre la mesa en esas horas fatídicas: si ha sido ETA, gana el PP; si han sido los islamistas, gana el PSOE. Tan tremendo como real. Imagínense las consecuencias de esa reflexión para un hombre de cuya información iba a depender en gran medida que una de esas dos hipótesis se impusiese. Todo o nada. La derrota o la victoria. El ser o no ser. […] Sánchez Manzano jugó a ganar, pero su ambición fue pareja a su torpeza.

Me he permitido destacar los asertos que constituyen flagrantes atribuciones de intención gratuitas. ¿Cómo demonios pretende saber el vicedirector de El Mundo lo que pasaba por la cabeza del Sr. Sánchez Manzano? Pero, lo que nunca he logrado entender es el motivo por el que el entonces jefes de los TEDAX se jugaba “el ser o no ser”. ¿Qué razón podía tener un alto mando de la policía nombrado por un Gobierno del PP para derribar a dicho Gobierno? ¿Qué se estaba jugando él mismo? Puestos a pergeñar relatos de política-ficción, ¿no sería más lógico a priori pensar que su tendencia natural sería la de ayudar a quienes lo habían colocado al frente de los TEDAX? Y, si tenemos en cuenta que fue el Gobierno socialista el que lo destituyó, no parece que la jugada le saliera muy bien en definitiva.

Esta reflexión es extensible a todos los funcionarios públicos sobre los que el conspiracionismo ha extendido su tizne acusatorio. Y no son pocos, ciertamente.

Pedro J. Ramírez ya indicó en su día que los responsables políticos del PP…

…no fueron capaces de darse cuenta del proceder absolutamente falto de profesionalidad, y con la motivación que está todavía por descubrir, con la que se comportó buena parte de la policía, empezando, desde luego, por los Tedax (COPE, 15.3.07, Tertulia, 22:50).

Y, en un rapto de emoción conspirativa, su colega Jiménez Losantos llegaba el 25.4.07 hasta el límite máximo autorizado por su fácilmente discernible estructura de filias y fobias:

Hasta ahora, pensábamos que estaban por debajo las tramas negras. Yo creo que llegan más arriba de lo que pensábamos. Excepto Acebes y Astarloa, que además técnicamente no tenían ningún ascendiente en la cadena de mando, me da a mí que de ahí para abajo no te puedes fiar ni del chico de los recados. […] Aquí estamos hablando ya de la cúpula policial del PP […]. Estos son los cargos de confianza técnicos de la policía. […] De Acebes y Astarloa para abajo, dignos de toda sospecha. […] Y, mientras no se demuestre lo contrario, a la cabeza de las tramas de falsificaciones estáis vosotros. Y sé perfectamente lo que digo. Perfectamente. […] Engañaron a Acebes, pero, vamos, como a un chino de la época de Fu-Manchú. Acebes no mintió. Pero de Astarloa para abajo… [Losantos, COPE, Federico a las 7, 25.4.07]

Lamentablemente, como en tantos otros aspectos de su variopinto y deslavazado imaginario conspirativo, este ejército de escépticos selectivos nunca ha elaborado una explicación medianamente comprensible acerca de la motivación última que habría de animar a cometer tales actos de auténtica traición, como mínimo moral, a esa “cuarta trama” (Losantos, diálogo en LD, 20.6.07; De Pablo, 2009; P.J. Ramírez, 9.3.09, Tertulia COPE, min. 8:00; César Vidal, La Razón, 10.3.09; LdP, blog, LD, 8.3.09) de “perjuros” (LdP, blog, LD, 29.5.07), “sinvergüenzas” (Pedro J. Ramírez, EM, 23.7.06), “falsificadores y golpistas” (Losantos, EM, 19.6.07), más allá de un genérico deseo de “echar al PP” [“¿Cómo se puede negar, a estas alturas, que hubo una o más conspiraciones el 11-M para echar al PP del Gobierno?” (Luis Oz, EM, 18.9.06); igualmente, CGA, EM, 11.3.05 y 12.6.06, entre otros muchos].

En su tertulia radiofónica de 27.6.06, Jiménez Losantos ofrecía una difusa aproximación [min. 24:45, aprox.]:

Por desgracia, siendo una cuestión de política interna, la existencia de un Estado dentro del Estado, de una… de unas tramas criminales dentro del Estado, es que estas cosas, cuando no se controlan por ley, desde el Gobierno legítimo, más tarde o más temprano, se convierten en mafia. Y la mafia actúa por dinero, por dinero, mucho dinero o menos dinero, pero por dinero.

Luis del Pino, en la entrada de su blog de 29.5.07, era algo más preciso en sus insinuaciones acerca de una persona en concreto, la perito de los TEDAX, tras calificarla de perjura:

No sé cuánto es el incremento económico que lleva aparejada la condecoración que usted ha recibido, señora. Pero, sea lo que sea, es poco. Los golpistas no tienen dinero suficiente para pagar el impagable servicio que usted hace a quienes quieren ocultar quién asesinó a 192 españoles. Espero que le aproveche. Se lo ha ganado a pulso.

Pero ha sido El Mundo (y en particular su vicedirector) el que con más insistencia ha subrayado esa vía nebulosa de insinuada corrupción mediante prebendas.

El Gobierno socialista se apresuró a premiar con condecoraciones y ascensos a la mayoría de los jefes policiales que intervinieron en la investigación de la masacre. […] [E]n lugar de depurar responsabilidades, se les premió. Y ello se hizo para pagar su silencio. […] Por esa razón (previa condecoración con medallas pensionadas y ascensos) algunos de los jefes policiales aceptaron de buen grado las instrucciones de la «superioridad» […]. (CGA, EM, 12.3.07)

El Ministerio del Interior, en lugar de depurar responsabilidades, ha protegido o premiado a los mandos cuya actitud (por acción u omisión) facilitó la libertad de movimientos de los terroristas. […] Además de los ascensos, conviene recordar que la mayoría de los mandos policiales que intervinieron en la investigación del 11-M fueron convenientemente condecorados. (CGA, EM, 15.5.07)

Son ya nada menos que 12 las personas que demostraron su incompetencia para prevenir los atentados del 11-M o investigar su autoría que han sido ascendidas o promovidas por el Gobierno. […] El caso de Jorge Dezcallar es el más grave de todos y roza incluso la provocación […]. Toda una arbitrariedad que pone bajo sospecha al Gobierno. (editorial, EM, 26.6.08)

Tal vez el más representativo y compendioso sea el artículo de 26.6.08, de título muy estimulante: “Ascensos, promociones y subidas de sueldo

Los cargos que manejaban la información relevante del 11-M mejoraron su situación profesional con el Gobierno del PSOE. […] La información fue un factor que el PSOE manejó con indudable éxito para obtener la victoria en los comicios generales de 2004 y para consolidar determinadas convicciones en la legislatura que siguió. Quizá sea una casualidad, pero todos ellos han promocionado personal o profesionalmente. […].

Artículo acompañado de un listado de personalidades aparentemente sospechosas y que, al día siguiente, suscitó la respuesta de las asociaciones de víctimas más afectas a la línea de El Mundo:

Víctimas del 11-M: «A Dezcallar se le pagan los servicios prestados». […] La presidenta de la Asociación de Ayuda a las Víctimas del 11-M, Angeles Domínguez, consideró que, así, a «Jorge Dezcallar se le pagan los servicios prestados». A él, y a otros muchos que «tuvieron alguna relación con el 11-M, antes o después, pero sobre todo en aquellos días». «Les están dando un premio, los ascensos, quizá para intentar que callen alguna información que tienen y que no han dicho», afirmó, en referencia a las promociones profesionales que ha incentivado el Gobierno socialista entre buena parte de los altos mandos policiales que tenían una responsabilidad relevante cuando ocurrió la matanza. La vicepresidenta de la AVT, Angeles Pedraza, calificó la noticia de «espeluznante», y abundó: «Si a él le pusieron pruebas falsas para que pensara que fue ETA, da miedo; si mintió, sería vergonzoso que ascendiera, y si no mintió, que yo creo que no mintió, entonces lo mínimo que se puede hacer es investigar esa pista hasta las últimas consecuencias».

Bien es cierto que, siguiendo la práctica habitual, estas noticias parecen mezclar desordenadamente distintos niveles de afirmación, insinuación y sospecha, así como diferentes modalidades de responsabilidad y participación. Pero no seré yo quien les haga el trabajo a los que pescan en el turbio río que ellos mismos han revuelto. Lo que me llama la atención es que todo esto lo plantean las mismas fuentes que no dudan en poner en tela de juicio la veracidad de la versión oficial porque un criminal nunca haría supuestamente tal o cual cosa, carente de sentido conforme a su imaginario manual del perfecto terrorista. “Ni el terrorista más tonto de la Tierra haría algo parecido a no ser que estuviese [sic] ajeno a los hechos”, decía Fernando Múgica (EM, 12.2.07) de un acusado que acabaría siendo declarado culpable de pertenencia a banda armada, organización o grupo terrorista. “¡Qué islamistas tan extraños!”, exclama el editorial de El Mundo de 9.1.08, dudando por enésima vez del “perfil” de los presuntos culpables. Y el director del referido diario se permitía incluso cierta discrepancia faltona al describir la conducta atribuida a Zougam:

Fijémonos en Jamal Zougam, el hombre cuya detención cambió un sábado por la tarde la Historia política de España […]: sólo si, además de islamista, fuera gilipollas podría haberse comportado como presumen Del Olmo [el juez instructor] y Olga Sánchez [la fiscal] y ciertamente no lo es (PJ, EM, 18.2.07).

Pero, repito, los mismos que juzgan inverosímil y ridículo el esquema de motivación e incentivos de los sospechosos postulado por la versión oficial, consideran, en cambio, que la posibilidad de que unos cuantos policías (qué digo, la cúpula policial al completo, “de Acebes y Astarloa para abajo”) hayan participado en el encubrimiento, cuando no en la propia comisión [PJ, EM, 5.3.06; Losantos: “Si alguien quiere equivocar al juez, o es porque ayuda a los criminales o porque forma parte de ellos” (diálogo en LD, 6.9.06)] del mayor atentado de nuestra historia, a cambio de un par de chapitas y de algún que otro ascenso, es una asunción perfectamente razonable sobre la naturaleza humana y la configuración caracterológica de nuestras fuerzas del orden. Bien. Es posible que, como objeta el Sr. Ramírez, Zougam no fuera gilipollas, pero diríase que nos toma a los demás por tales.

Dicho sea de paso, no estaría de más que los “dudantes” se aclararan en cuanto al elemento singular que, junto a la siempre estelar actuación de Sánchez Manzano, cambió el destino de España, porque, en su búsqueda de pistolas humeantes, han ido cambiando de cromos con pasmosa facilidad. Sé que me repito de manera inelegante, pero no puedo evitar remitirme de nuevo a  “Héroes del periodismo patrio (1)”:

El 26.6.06 se trataba del dato […] de que, en 2002, “El último ‘comando Madrid’ de ETA tenía un móvil preparado como los del 11-M” (El Mundo), dato que suponía “una nueva coincidencia que pudo haber cambiado el 13-M” (editorial, EM, 26.6.06) […]. En septiembre de ese año, la consigna era: “¿Quién colocó la mochila que cambió la historia de España?” (editorial, EM, 1.9.06). Ahora [mayo de 2007] son los resultados de los análisis de los explosivos [realizados por Alfonso Vega] los que […] “hubieran cambiado, sin duda, la historia política de España en ese fin de semana.”

Y sé que me dejo algún otro ejemplo…

El caso es que,  volviendo a nuestro infortunado ex jefe de los TEDAX, el vicedirector de El Mundo, en el prólogo de “Titadyn”, recoge nuevamente la tantas veces proferida acusación de que Sánchez Manzano envió a la Policía Científica una muestra de Goma 2 ECO como muestra patrón de forma artera para predeterminar el curso de las investigaciones y, en consecuencia, el futuro político de toda la nación:

Parece evidente que Sánchez Manzano, mucho antes de que se localizara la mochila de Vallecas, ya parecía tener decidido que el explosivo utilizado por los terroristas era Goma 2 ECO y no Titadyn, y por ello remitió al laboratorio de la Policía Científica una muestra de aquel explosivo para el cotejo por parte de sus facultativos. […] Él, sin ninguna razón aparente, remitió al laboratorio de la Policía Científica una muestra patrón de Goma 2 ECO para cotejo con la muestra hallada en la Renault Kangoo. ¿Era acaso adivino? ¿Cómo podía saber con tanta seguridad que se trataba de Goma 2 ECO Y no de otro tipo de dinamita, por ejemplo Titadyn? […] Sin embargo, el jefe de los Tedax […] actuó como si el explosivo fuera Goma 2 ECO cuando remitió las muestras al laboratorio de la Policía Científica a las cinco de la tarde.

Tanto Isócrates como Manel Gozalbo han dado cumplidas respuestas a esta absurda acusación. Me permito suscribirlas y reproducirlas. Escribe el primero de los citados:

En realidad, lo único que hizo Sánchez Manzano fue tomar nota de lo que le dijeron los TEDAX intervinientes: que el resto de explosivo encontrado en la kangoo era similar a las GOMA 2 ECO con la que había realizado prácticas su unidad.

Recordemos la declaración de Sánchez Manzano en el Juicio:

Respuesta: Bien, poco después nos vamos a la cafetería a tomar algo y estamos ahí los… los jefes de sección y me llama a mí del… no sé si me llamaron cuando llevaba media hora en la cafetería cuando me llaman de Policía Científica que ha llegado una furgoneta a las instalaciones que tiene la Unidad, porque tenían que hacer una inspección. Estando en la cafetería a un inspector jefe le llama Policía Científica: ‘Oye, vente para acá’, y se fue a la Unidad donde estaba la furgoneta y al llegar ahí vio que había un … unos detonadores y un resto de explosivo en una bolsa de plástico azul y me llamó inmediatamente. Entonces, cuando me llamó, yo estaba con el Comisario General de Información, en este caso de Información, y dos comisarios, el jefe de la Unidad Central de Información Interior y un Jefe de Brigada. Estamos ahí en la cafetería y al comunicarme eso yo se lo digo a él, lo informo, y nos fuimos todos hacia la sede de la Unidad donde estaba la furgoneta. Como estaba la cafetería bastante cerca pues tardamos muy poco.

Pregunta: ¿Eso en Canillas?

Respuesta: En Canillas sí, estaba hablando en Canillas, donde está la sede de la Unidad Central. Cuando llegamos… cuando llegamos allí a donde estaba la furgoneta, pues hemos mirado por encima, hemos preguntado dónde estaban los detonadores, los que habían encontrado, lo relacionado con explosivos y me dijeron que estaba arriba en el grupo de investigación. Nos subimos, porque está en la planta de arriba, subimos hasta ahí hasta el laboratorio y estuvimos observando lo que se había encontrado, unos siete detonadores unos restos de rabiza y un trozo… un trozo de cartucho de Goma 2… un extremo… ahí  estuvo preguntando el Comisario General de Información que si se podían identificar… bueno, ahí los TEDAX dijeron que el resto de… de… del cartucho de Goma 2 procedía, o sea, correspondía con Goma 2 ECO, porque es el que utilizamos nosotros en la práctica… en las prácticas… y los detonadores, según las etiquetas que tenían eran de fabricación… de fabricación nacional.

Y más adelante:

DEFENSA DE ZOUGHAM: No se acuerda que usted preguntara… Además en este envío no sólo incluye digamos las muestras recogidas de la Kangoo sino la muestra patrón de GOMA 2 ECO. ¿A través de qué procedimiento llegan ustedes a la impresión de que lo que se encuentra en la Kangoo es GOMA 2 ECO y no otra cosa?

SÁNCHEZ MANZANO: La GOMA 2 ECO se utiliza en la unidad para prácticas e inmediatamente la identifican  los TEDAX. Pero estando allí el Comisario de Información y los otros dos comisarios de información, la jefe de laboratorio fue a buscar un cartucho para compararlo y se comparó en ese mismo momento; por eso se llega a la compara… a la conclusión de que es GOMA 2, una conclusión provisional evidentemente. Y en ese momento es cuando ya se empiezan… me parece que se recogen las muestras… se recogen las muestras del resto y del cartucho para llevarlas a Policía Científica.

Así pues, la “conclusión” que expone Casimiro García es gravemente inexacta. De hecho, es totalmente falsa. Sánchez Manzano no remite la muestra patrón por iniciativa propia, sino por la información que, en presencia del Comisario General de Información -Jesús de la Morena- y de otros dos comisarios le proporcionan, primero los TEDAX actuantes y luego la perito del laboratorio. De hecho, es el Comisario General de Información quien formula a los TEDAX la pregunta referente a la identificación de la marca del resto de cartucho.

En presencia de todos ellos se hace un cotejo preliminar y se envía la muestra.

No haría falta añadir mucho más al respecto, pero, con ánimo de exhaustividad, refiero también la aportación del siempre agudo M. Gozalbo:

¿No es mirífica la astucia de CGA? Sinceramente, Sánchez Manzano está en un aprieto muy gordo: ¿cómo pudo saber con tanta seguridad que era Goma 2 ECO, eh? ¿Cómo es que a las cinco de la tarde, hora torera de profundos significados esotéricos, decidió que el explosivo era Goma 2 ECO?:

FISCAL: Teniendo esta… este… esta doble composición estos detonadores, de aluminio y de cobre, ¿qué es lo que hicieron al ver estos detonadores y este resto de explosivo?

SÁNCHEZ MANZANO: No, nosotros lo que hicimos inmediatamente es comunicar con la empresa, los citamos para que comparecieran en la Unidad… Estuvieron allí a las 5 de la tarde y bueno, nada más verlos ellos los identificaron como producidos en su empresa. Bien, ya empezamos a trabajar, a investigar sobre los detonadores. Inmediatamente que fueron identificados se hizo una nota informativa el mismo día 11… eh… porque los de cobre solamente se utilizan en ambiente grisú y solamente son servidos por la empresa o bien en Asturias, o sea, en Asturias, en León, en Palencia y… no recuerdo si llegó a concretar Cataluña. Entonces se hizo una nota informativa y se mandó inmediatamente a la Comisaría General de Información. Bueno, a la Comisaría General de Seguridad Ciudadana, con copia a la Comisaría General de Información.

JUEZ: Perdón, un segundo, ¿Qué empresa es la que citaron ustedes? Porque dice que: ‘Llamamos a la empresa…’ ¿Cómo lo reconoció?

SÁNCHEZ MANZANO: Unión Española de Explosivos, actualmente conocida como… bueno, ha cambiado de denominación. Maxam… se denomina Maxam.”

Horas después, Sánchez Manzano cae en la trampa hábilmente urdida entre la Fiscal, el Juez y el abogado de la AVT, meros títeres abducidos por las certeras informaciones de CGA:

AVT: Ha dicho también que llamaron a la empresa… Unión Española de Explosivos, ¿no?

SÁNCHEZ MANZANO: Sí, llamamos inmediatamente y aparte a… Unión Española de Explosivos.

AVT: ¿Por qué llamaron a Unión Española de Explosivos?

SÁNCHEZ MANZANO: Porque había etiquetas en el material que se había encontrado con las iniciales de U.E.E.

AVT: Pero… ¿en los detonadores o en el resto de cartucho?

SÁNCHEZ MANZANO: En los detonadores, en el cartucho no.

AVT: ¿Y recibieron alguna información de los especialistas cuando llegan a Canillas sobre el cartucho?

SÁNCHEZ MANZANO: Confirmaron que era de su produ… producción y que era Goma2-ECO.

Ahí lo tenemos. Ha cantado. ¿Qué más pruebas de confabulación necesita el jurado?: Sánchez Manzano y sus Tedax conocen el alfabeto.

El caso es que, muy recientemente, Luis del Pino ha publicado una sorprendente nueva entrada en su blog (27.7.09) que añade mayor inconsistencia, si cabe, al discurso conspirativo en este punto. En efecto, dicho autor transcribe un documento “almacenado en el rollo de sala del juicio”, enviado el 29 de enero de 2007 por la jefa de laboratorio de los Tedax al juez Gómez Bermúdez, “respondiendo a diversas cuestiones que había planteado el presidente del tribunal encargado de juzgar el 11-M”. 

En dicho escrito, la perito Tedax expone entre otros un elemento que merece la pena recoger en su integridad:

Que por ser necesario la tarde del 11 de marzo del 2004, la realización de un análisis comparativo del resto hallado en la furgoneta Renault Kangoo, con un patrón indubitado de Dinamita Goma 2 ECO, ya que se sospecha pueda tratarse del mismo explosivo, el funcionario del CNP con carné profesional 17.632, recoge al azar un cartucho de la citada partida [cuya procedencia se aclara en un punto anterior] y presentándolo a los Superiores Jerárquicos presentes, sugiere la necesidad de remitir al Laboratorio de Análisis de la Comisaría General de Policía Científica, una muestra extraída del referido cartucho, autorización que manifiestan los presentes que son, el Comisario General de Información, el Comisario Jefe de la UCII, el Comisario Jefe de la UCDE y NBRQ y el TEDAX Jefe de la sección CIDAT de la antedicha Unidad.

Por una vez, estoy de acuerdo con la observación del Sr. del Pino al hilo del referido documento:

Es decir, que la decisión de enviar la muestra patrón de Goma2-ECO a la Policía Científica fue tomada conjuntamente en una auténtica reunión en la cumbre, en la que estaban presentes varios mandos policiales (incluidos los comisarios jefe de la CGI y de la UCII), a propuesta de la jefa de laboratorio, que fue la que se encargó de seleccionar un cartucho “al azar“.

Lo que me sorprende es que no añada nada más. Pero nosotros podemos hacernos algunas preguntas. Por ejemplo: ¿el coautor de “Titadyn” y vicedirector de El Mundo desconocía este escrito que, curiosamente, coloca en una muy distinta perspectiva (francamente inverosímil) la imputación contra Sánchez Manzano? ¿De verdad? Y es que, si resulta que la decisión de enviar la muestra patrón de Goma 2 ECO no fue un acto unilateral del pérfido Sánchez Manzano, sino una actuación autorizada y consentida por toda una “reunión en la cumbre” de mandos policiales, ¿están todos estos mandos policiales “en el ajo” (versión Jiménez Losantos y su “de Astarloa para abajo…”) o es que simplemente la acusación pertinaz y paragolpista dirigida al entonces jefe de los TEDAX no tiene ni pies ni cabeza?

En fin, si antes he comentado que El Mundo debería aclararse sobre cuál es el elemento único que por sí mismo cambió la historia de España, no estaría mal que precisara igualmente las maldades de que se acusa concretamente al Sr. Sánchez Manzano. Así, García Abadillo perfila una novelesca intriga en su prólogo:

La sensación que casi todos teníamos a primera hora del 11 de marzo es que Al-Qaeda o alguno de sus grupos afines había castigado a España por el apoyo de Aznar a la guerra de Iraq. […] Si al final el atentado era obra de los islamistas, estaba claro que eso iba a actuar como revulsivo en contra del PP. Pero si el atentado era obra de ETA, Rajoy podía estar seguro de su triunfo frente a Zapatero. […] Aunque parezca obvio, no se puede desligar esta percepción (la seguridad de que la autoría, según fuera islamista o etarra, determinaría un triunfador en las elecciones del 14 de marzo) para entender todo lo que ocurrió durante las horas previas a ese día. Porque también ese mismo análisis se lo hicieron todos y cada uno de los policías que intervinieron en la investigación. Mejor dicho, todos los jefes policiales, cuyos puestos podían depender de que la victoria electoral fuese del PP o del PSOE. […] El 11 de marzo, el entonces ministro del Interior, Ángel Acebes, convocó en la sede del ministerio una reunión de toda la cúpula policial antiterrorista que dio comienzo a las doce del mediodía. […] Se debatió en profundidad sobre la posible autoría del atentado. Los máximos responsables de los cuerpos de seguridad tenían muchas dudas. […] Era prácticamente imposible que ETA hubiera metido en Madrid a diez o quince de sus miembros para llevar a cabo esa acción. […] Sin embargo, poco antes de que concluyera la reunión, sobre las dos de la tarde, Díaz Pintado recibió una llamada del comisario de Seguridad Ciudadana, Santiago Cuadro Jaén, en la que éste le informó de que, según los Tedax, el tipo de explosivo utilizado por los terroristas era «Titadyn con cordón detonante». […] Decir Titadyn era como afirmar que la autoría era de ETA. […] [É]se fue uno de los elementos de peso que llevó a los analistas de los servicios secretos a concluir […] que ETA era con casi total seguridad la autora del atentado. Ese dato fue también el que llevó a Ángel Acebes a apuntar sin duda como responsable a ETA en una rueda de prensa que se celebró sobre las tres de la tarde del 11 de marzo. […] Sin embargo, […] después todo cambió radicalmente. A las cinco de la tarde, […] Santiago Cuadro le dijo a Díaz Pintado que el explosivo utilizado era una dinamita, no Titadyn. El subdirector operativo de la Policía montó en cólera, porque esa información era justo lo contrario de lo que le había dicho unas horas antes. […] Lo más increíble de todo es que quien le había dado esa información a Cuadro Jaén no era otro que Sánchez Manzano, el mismo que le había transmitido, según Díaz Pintado, que el explosivo era «Titadyn con cordón detonante» justo tres horas antes.

Etc., etc., la historia es conocida. Pero me pregunto si ustedes se habrán quedado tan alucinados como yo con ese inicial “la sensación que casi todos teníamos a primera hora del 11 de marzo es que Al-Qaeda o alguno de sus grupos afines…”. Verdaderamente, el Sr. García Abadillo es un taumaturgo de la crónica contemporánea. No sólo describe la realidad. La crea y transforma a conveniencia. En fin, puede parecer absurdo tener que documentar lo obvio, pero no cejaré en mi empeño. He aquí algunas referencias salteadas que confirman la creatividad del vicedirector de El Mundo, a modo de “fuego amigo”:

Todo el mundo pensó al principio que había sido ETA. En ese sentido, los primeros en atribuir a ETA la masacre fueron Llamazares, Zapatero e Iberreche (creo recordar que ése fue el orden cronológico) (Luis del Pino, blog, LD, 19.11.05).

El Observatorio Español de Internet ha alertado del riesgo de una ‘infoguerra’, o ‘guerra de noticias’, causada por las diferentes versiones existentes respecto de la autoría de los atentados de Madrid. Así, [...] en un primer momento casi todos los medios nacionales hablaban (con más o menos cautela) de ETA. [...] Desde el primer momento, las versiones oficiales afirmaron que “todo apuntaba a ETA” [...] (elmundo.es, 12.3.04).

En un primer momento, las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado creyeron que era ETA. [...] Todo apuntaba en el primer momento a que fue ETA. [Rajoy, entrevistado en El País, 17.3.04]

En el primer momento creí, como todo el mundo, que había sido ETA. [Rajoy, entrevistado en El País, 6.3.08]

Pero más pertinente resulta la contribución en EL Mundo (20.5.09) del compañero de fatigas y también autor en materia de 11-M, Jaime Ignacio del Burgo, quien escribe con el asunto del Informe Iglesias aún candente, refiriéndose a la misma reunión evocada por don Casimiro:

A las 12.00 horas del 11 de marzo de 2004, la cúpula policial se reunió en la sede del Ministerio del Interior, bajo la presidencia de Ignacio Astarloa, secretario de Estado de Seguridad, para hacer un análisis de la situación creada por el terrible atentado y evaluar los datos existentes sobre la autoría del mismo. Los responsables policiales informaron de que todo apuntaba a ETA. […] En torno a las 12.30, y a punto de concluir la reunión, se produjo otro hecho de especial relevancia. El subdirector general de la Policía, Pedro Díez-Pintado, recibió una llamada del comisario general de Seguridad Ciudadana. Todos los presentes pudieron escuchar cómo Díez-Pintado repetía la información que le facilitaba Santiago Cuadro sobre el explosivo utilizado por los terroristas: «Titadyn con cordón detonante». Verde y con asas. Era ETA

Si damos crédito al que fuera representante del Grupo Popular en la Comisión sobre el 11-M, el relato que hace el vicedirector de El Mundo en “Titadyn” debe de corresponder a otra reunión de otra cúpula policial en otro lugar o en otro momento. Versión García Abadillo: los mandos tenían muchas dudas de que fuera ETA y la llamada sobre el supuesto titadyn les hizo cambiar de idea. Versión Del Burgo: los mandos tenían clara la sospecha de ETA y la llamada sólo sirvió para reforzarla. Por no mencionar las discrepancias horarias que, en manos de algún reportero avispado, habría dado para un par de agujeros negros o enigmas asimilados…

Por otro lado, y volviendo a la narración contenida en el prólogo de “Titadyn”, esto es lo que, sobre el mismo asunto, decía el Sr. García Abadillo ante los micrófonos de “La Tarde con Cristina”, en la COPE, el pasado 2.7.09:

CGA [16:38]: Lo que yo cuento en el libro es que el propio Garzón, por la tarde, llamó por teléfono a Del Olmo, que en esos momentos se encontraba en el IFEMA, […] y le dijo ‘oye, no os equivoquéis; aquí clarísimamente el responsable de esto es ETA’. La propia Policía, esa tarde, estaba muy convencida de que el responsable era ETA y el CNI hizo un informe, a las cuatro menos cuarto de la tarde, diciendo que era ETA […]. Y, de hecho, el elemento que lleva a cambiar la opinión es precisamente el informe, que nunca se llegó a conocer, el informe de los TEDAX, el informe de Sánchez Manzano sobre el explosivo. Porque, efectivamente, se pensaba que era titadyn y es Sánchez Manzano el que dice que no, que no es titadyn, sino que es Goma 2 ECO. Y esto lo hace a media tarde de ese día 11. A partír de ahí, entonces ya empieza a haber dos teorías y, después ya de la detención de Zougam, claramente la teoría islamista es la que se impone.

De modo que, si hemos de creer lo que relata Don Casimiro en su prólogo y lo que cuenta en antena, resulta que el ex jefe de los TEDAX, él solito, fue el responsable de que media España, tras su creencia inicial de que había sido Al-Qaeda, cambiara de opinión y pasara a culpar a ETA, y luego cambiara de nuevo de opinión y acusara a los islamistas otra vez, con las correspondientes consecuencias electorales. Eso sí que es torear y lo demás es tontería. Nunca tan pocos han sido culpables de tanto…

[Fin del excurso. Continuará…)

Comments

12 Responses to “Titadyn, el eterno retorno (VIb) por Rasmo”

  1. nituniyo dice:

    hola

    ¿no hay foro, o es que con el nuevo cambio a mi me falla algo?

  2. Mangeclous dice:

    Creo que no sale el enlace todavía aquí. Pero sigue activo.

  3. nituniyo dice:

    Gracias, Mange

  4. Pepita dice:

    Hola sabeis porque Jose Donis ha cerrado su blog de periodista Digital??

  5. José Donís dice:

    Creo que han hecho algunos cambios y ahora sale mejor. La dirección es igual:

    http://blogs.periodistadigital.com/politicamenteacorrecto.php

    ¡Feliz año!

Leave a Reply